El nuevo Clase B de Mercedes-Benz hace honor al término «Sport» en la denominación del tipo de vehículo.

El Sports Tourer presenta un aspecto más dinámico que su antecesor, se conduce con más agilidad y ofrece al mismo tiempo mayor confort y amplitud. La versión adaptada para el montaje en posición transversal de la familia de motores diésel de dos litros OM 654 de 110 kW ó 140 kW celebra un debut limpio: es el primer propulsor que satisface la norma Euro 6d, obligatoria para los nuevos modelos a partir del año 2020.

En esta gama celebra su estreno también el cambio de doble embrague con ocho marchas. El vanguardista habitáculo del Clase B, con un diseño autónomo del tablero de instrumentos, crea una sensación de espacio sin precedentes en este segmento. Su concepto de manejo intuitivo, que incluye el sistema multimedia MBUX, es un anticipo de la experiencia de conducción del futuro. Entre sus atributos se cuentan visualizaciones y animaciones brillantes, el mando fónico «Hey Mercedes», la pantalla táctil de serie y nuevas funciones como MBUX Realidad Aumentada.

Gracias a los modernos sistemas de asistencia a la conducción, el Clase B ocupa un puesto de honor dentro de su segmento en el capítulo de la seguridad activa, e incluye ahora funciones asumidas del Clase S. Los clientes podrán encargar el nuevo Clase B a partir diciembre de 2018, y las primeras unidades se entregarán a sus compradores a partir de febrero de 2019.

«Tan práctica como siempre, más elegante que nunca». Con esas palabras describe el nuevo Clase B Britta Seeger, miembro de la Junta Directiva de Daimler AG responsable de ventas de Mercedes-Benz Cars. «Dentro de nuestra cartera de turismos compactos, el Clase B es el vehículo ideal para toda la familia. Con el nuevo sistema MBUX – Mercedes-Benz User Experience ofrecemos ahora también en esta gama una vivencia excepcional para el usuario, con funciones reservadas anteriormente a la categoría de lujo.»

«El Clase B es el representante más reciente de la nueva generación de turismos compactos de Mercedes-Benz y está llamada a ampliar la historia de éxitos del dinámico Sports Tourer de Mercedes-Benz», explica Gorden Wagener, Chief Design Officer de Daimler AG. «Con un diseño sugestivo y al mismo tiempo purista, el nuevo Clase B refleja el canon estético de la marca, expresado por el término claridad sensual.»

La tarea encomendada a los diseñadores era crear formas que permitieran al nuevo Clase B emanciparse por derecho propio del mundo de los minivans. El equipo de estilistas asumió este desafío y logró resolverlo con solvencia. Una batalla larga (2.729 mm) con voladizos cortos, la línea del techo ligeramente más baja y las llantas de una talla mayor que hasta ahora, de 16 a 19 pulgadas, contribuyen decisivamente a dinamizar sus proporciones. El frontal progresista relativamente bajo, con transiciones suaves desde el capó y los montantes A hasta el parabrisas, subraya la impresión general deportiva en combinación con los musculosos hombros de la carrocería.

Esto mismo puede afirmarse de los faros de baja altura, equipados de serie con tecnología LED High Performance, con un diseño específico de la luz de circulación diurna en forma de doble antorcha. Otra posibilidad para acreditar el carácter deportivo del nuevo modelo son los faros MULTIBEAM LED opcionales. Estos elementos hacen posible una adaptación rápida por vía electrónica de la luz de marcha a la situación actual del tráfico. Este equipo procedente de la gama alta celebró su estreno en el segmento de los turismos compactos con el nuevo Clase A. Con efecto inmediato subraya la calidad del diseño y aumenta la seguridad también en el nuevo Clase B.

Algunos elementos de la parte trasera acentúan la anchura del vehículo. Entre otros, las luces traseras divididas, los reflectores desplazados hacia abajo e integrados en el parachoques trasero y la sección inferior de éste en color de contraste negro, con efecto difusor y un listón cromado. El voluminoso spoiler del techo y los spoilers de color negro de alto brillo situados en los laterales de la luneta trasera mejoran las propiedades aerodinámicas y confieren al vehículo un aspecto deportivo.

El coeficiente cx del nuevo Clase B comienza con 0,24 (frente a la cota de 0,25 de su antecesor). La línea más baja del techo contribuye a reducir la superficie frontal del vehículo y mejora por tanto el flujo del aire y las cotas aerodinámicas, que se cuentan entre las mejores de su categoría. Los especialistas en aerodinámica han perfeccionado asimismo numerosos detalles para reducir el ruido aerodinámico. Las ventajas son una mayor seguridad psicofísica y la posibilidad de mantener una conversación relajada a bordo.

Gracias a la geometría mejorada de los asientos y a la línea de cintura más baja, los ocupantes disfrutan de una sensación de espaciosidad más generosa que en el modelo antecesor. El conductor ocupa una posición 90 milímetros más alta que en los modelos del Clase A, y disfruta por tanto de una excelente visión omnidireccional, a la que contribuyen asimismo los montantes del techo, de sección optimizada para no reducir la visibilidad.

Diseño interior: El segundo capítulo de la revolución

El diseño del interior del Clase B es tan avanzado como la revolucionaria y celebrada configuración interior del nuevo Clase A, si bien ostenta rasgos autónomos. A diferencia del modelo hermano, que cuenta con un tablero de instrumentos dividido en dos cuerpos básicos horizontales, en el Clase B este elemento es de un solo volumen. Este elemento está inclinado hacia los ocupantes y cuenta con escotaduras en el área del conductor y del acompañante. Delante del conductor, esta escotadura sirve de soporte a una pantalla completamente exenta, disponible en tres ejecuciones diferentes: con dos visualizadores de 7 pulgadas (17,78 cm), con un visualizador de 7 y otro de 10,25 pulgadas (26 cm) y en la versión widescreen con dos visualizadores de 10,25 pulgadas. Como opción se ofrece asimismo un Head-up-Display.

Los cinco difusores redondos de ventilación muestran un diseño de turbina de alta calidad con perfiles deflectores de fina configuración, inspirados en el mundo aeronáutico. En la línea de diseño Style, el anillo deflector de aire en el fondo de la geometría del difusor presenta un realce cromático que lo hace asemejarse al postquemador de un reactor. La consola central con sistema de manejo y entrada de datos basado en elementos táctiles está ejecutada en «efecto black-panel», al igual que la Clase E. Otro equipo que permite una adaptación individual en función de las preferencias e incluso del estado de ánimo del conductor es la iluminación de ambiente con 64 colores y diez conceptos cromáticos, una propuesta única en su segmento.

Los asientos aseguran una posición más erguida y por tanto más cómoda de los ocupantes, así como un margen de ajuste más amplio, que aumenta asimismo la distancia libre sobre el asiento. También es mayor que hasta ahora la anchura del habitáculo. El espacio a la altura de los codos en las plazas delanteras alcanza una cota de 1.456 milímetros (33 mm más que hasta ahora), una cifra que no desdiría en un vehículo de la categoría mediana.

La cinética del asiento ENERGIZING favorece una postura dinámica sobre el asiento

Los clientes del nuevo Clase B tienen a su disposición equipos opcionales reservados hasta ahora a vehículos de segmentos muy superiores. Entre ellos se encuentran la climatización de asiento y los asientos multicontorno con función de masaje. Estos equipos contribuyen a un incremento considerable del confort de los asientos.

Una novedad especialmente indicada para evitar dolencias de espalda es la cinética del asiento ENERGIZING. Este equipo varía de forma periódica y en pequeños incrementos la inclinación de la banqueta y el respaldo durante la marcha. Esto origina cambios mínimos en la postura del ocupante sobre el asiento, tal como recomiendan los médicos especialistas. Esta innovación está disponible para los asientos delanteros en combinación con el ajuste eléctrico integral de los asientos con función de memoria.

Otra novedad es el servicio ENERGIZING COACH, incluido en los paquetes ENERGIZING. Este servicio basado en un algoritmo inteligente recomienda uno de los programas incluidos en los paquetes de acuerdo a la situación y a las preferencias individuales. Si se ha vinculado un Wearable compatible, se tienen en cuenta determinados valores personales, como el nivel de estrés o la calidad del sueño, para precisar la recomendación. El objetivo perseguido con este sistema es que el conductor se sienta a gusto y llegue relajado a su destino, incluso en trayectos exigentes o monótonos.

Asientos traseros variables y configuración optimizada del maletero

Los diseñadores han optimizado numerosos puntos del habitáculo. La cota de paso mejorada sobre el túnel central en la parte trasera facilita el acceso a la plaza central trasera. El respaldo del asiento trasero está dividido de serie en tres secciones, en proporción 40:20:40. A partir de mediados de 2019 se ofrecerá en algunas ejecuciones la posibilidad de desplazar longitudinalmente los asientos traseros en 14 centímetros y de colocar el respaldo en una posición más erguida para variar el volumen del maletero por detrás de los asientos traseros entre 455 y 705 litros. El volumen del maletero no ha variado esencialmente en comparación con el antecesor, pero se ha optimizado para permitir un uso más efectivo.

Si se abate el asiento trasero y se carga equipaje hasta el techo, el cliente dispone por detrás de los asientos delanteros de un volumen máximo de 1.540 litros sobre una superficie de carga plana gracias al piso variable. Si se requiere mayor longitud de carga puede abatirse el respaldo del asiento del acompañante (equipo opcional, disponible previsiblemente a partir de mediados de 2019).

Otro equipo opcional disponible es el portón trasero EASY-PACK. El conductor puede abrirlo y cerrarlo confortablemente sin más que pulsar un botón. En combinación con el equipo opcional HANDS-FREE ACCESS es suficiente con mover el pie por debajo del parachoques trasero.

MBUX (Mercedes-Benz User Experience): Una vivencia excepcional

Tras el Clase A viene, lógicamente, el Clase B. Después del Clase A, el nuevo Clase B es el segundo modelo de Mercedes-Benz para el que está disponible el innovador sistema multimedia MBUX (Mercedes-Benz User Experience), que abre una nueva era en Mercedes me Connectivity. Su capacidad de aprendizaje, basada en técnicas de inteligencia artificial, hace de este sistema un equipo sin parangón. MBUX puede personalizarse y se adapta automáticamente al usuario. De ese modo crea un vínculo emocional entre el vehículo, el conductor y los pasajeros.

Otros aspectos destacados son el manejo de serie por pantalla táctil y, en función del equipamiento, el puesto de conducción widescreen de alta resolución, la visualización de la pantalla de navegación con tecnología de realidad aumentada y el mando fónico inteligente con reconocimiento del lenguaje natural, que se activa con la palabra clave «Hey Mercedes». La pantalla táctil del MBUX forma parte de un concepto integral de manejo táctil, basado en la combinación de pantalla táctil, panel táctil en la consola central (opcional) y Touch Controls en el volante.

MBUX supone una auténtica revolución en la experiencia del usuario a bordo del vehículo. Las sugestivas representaciones y animaciones facilitan la comprensión de la estructura lógica de manejo y atraen la mirada con sus brillantes gráficos tridimensionales de alta resolución, calculados y emitidos en tiempo real. También está disponible el Head-up-Display.

Con la nueva generación del sistema de infoentretenimiento MBUX se introduce también una serie de servicios Mercedes me connect nuevos y mejorados. Estos incluyen, entre otros, las funciones de navegación basadas en Car-to-X-Communication y el localizador del vehículo, que facilita la búsqueda del vehículo estacionado, así como una función de notificación si el vehículo estacionado sufre un golpe o está siendo remolcado.

La colección de aplicaciones de Mercedes me se puede representar con un icono en la pantalla para acceder fácilmente a los servicios. Al igual que las demás aplicaciones principales, es posible colocar libremente el icono en la pantalla principal. También es posible visualizar contenidos opcionales de Internet, como los precios actuales del combustible en las gasolineras. La actualización del software online permite poner a disposición nuevos contenidos en MBUX de forma sencilla.

El nuevo Clase B está ya preparada para el uso compartido de vehículos particulares. A través de Mercedes me es posible compartir el nuevo modelo compacto con amigos y familiares. El manejo mediante la Mercedes me App Car Sharing es sencillo y seguro.

Los nuevos servicios Mercedes me connect On-Street Prediction, Real-Time Information y Off-Street Information permiten a los conductores de los turismos Mercedes-Benz ahorrar un tiempo valioso. Al mismo tiempo, alivian el estrés en la búsqueda de aparcamiento y contribuyen a reducir el consumo y las emisiones. La información en tiempo real se basa en parte en los datos de otros vehículos Mercedes-Benz que acaban de dejar libre una plaza de estacionamiento, o que han pasado junto a un posible hueco para aparcar.

Intelligent Drive: funciones procedentes del Clase S

El nuevo Clase B está equipada con sistemas de asistencia a la conducción cooperativos que ayudan al conductor, y se erige de ese modo en uno de los vehículos con el mayor nivel de seguridad activa en su segmento, incluyendo algunas funciones reservadas hasta ahora al Clase S. El Clase B puede circular ahora por primera vez de forma semiautónoma en determinadas situaciones. Para ello explora el tráfico en su entorno hasta una distancia de 500 metros utilizando sistemas mejorados de cámaras y radares, y utiliza datos cartográficos e informaciones sobre el tráfico para prestar asistencia al conductor. Gracias a estos datos, el asistente activo de distancia DISTRONIC que forma parte del paquete de asistencia a la conducción puede ayudar al conductor en numerosas situaciones y adaptar confortablemente la velocidad del vehículo —por ejemplo, al acercarse a curvas, cruces o rotondas— en función del trazado de la ruta prevista. A ello se añaden el asistente activo de parada de emergencia y un asistente activo para cambio de carril de funcionamiento intuitivo.

El nuevo Clase B está equipada de serie con un asistente de frenado activo con funciones ampliadas. Este asistente ayuda a evitar colisiones con vehículos precedentes que circulan a menor velocidad o están detenidos —a partir de ahora, incluso con peatones o ciclistas que atraviesan la calzada—, o mitiga al menos las secuelas si no puede impedir el accidente.

El nuevo Clase B de Mercedes-Benz ha sido desarrollada y probada también en el nuevo Centro Tecnológico de Seguridad de Vehículos (TFS) de la marca. Para la configuración de la estructura del vehículo —incluyendo sus datos geométricos, el espesor y la calidad del material y la técnica de ensamblado— se han tenido en cuenta los conocimientos adquiridos en la investigación de accidentes reales. La principal premisa del concepto de seguridad de la carrocería es un habitáculo indeformable para proteger a los ocupantes. Por ese motivo, muchos elementos de la carrocería básica se fabrican en chapas de acero de muy alta resistencia y ultrarresistentes, que combinan máxima estabilidad con bajo peso.

El conductor y el acompañante disponen de cinturones de seguridad de 3 puntos de anclaje con pretensores pirotécnicos de cinturón y limitadores de tensión. En combinación con el sistema PRE-SAFE® (equipo opcional) los asientos delanteros van equipados además con pretensores reversibles eléctricos en los enrolladores. Los asientos laterales del banco trasero cuentan con cinturones de seguridad de tres puntos de anclaje, incluyendo pretensores de cinturón y limitadores de tensión. En el nuevo Clase B se montan de serie airbags para el conductor y el acompañante, airbag de rodillas para el conductor y windowbags y airbags laterales (airbags combinados de tórax y de pelvis). Como equipo opcional pueden añadirse airbags laterales para las plazas traseras.

  • Estreno doble en la cadena cinemática: nuevo motor diésel de dos litros y alta potencia con homologación Euro 6d, nuevo cambio de doble embrague con ocho marchas

En comparación con su antecesor, el nuevo Clase B equipa en todas sus ejecuciones motores nuevos y eficientes que satisfacen los valores límite exigidos por la norma Euro 6d TEMP. En esta gama celebra su debut una nueva versión de la familia de motores diésel de dos litros OM 654, adaptada para el montaje en posición transversal. Este grupo desarrolla 110 kW ó 140 kW y está equipado con bloque motor de aluminio y procedimiento de combustión con pistones de cavidad escalonada. Gracias a un elenco ampliado de medidas para el postratamiento de los gases de escape —incluyendo un catalizador SCR adicional situado bajo el piso—, el Clase B con motor OM 654q es el primer turismo compacto de Mercedes-Benz certificado según la norma Euro 6d, vinculante para los vehículos nuevos a partir del 1 de enero de 2020. Este grupo diésel de gran cilindrada completa la gama de motores diésel de cuatro cilindros del Clase A (OM 608) con 1,5 litros de cilindrada, hasta 85 kW y hasta 260 Nm.

También están disponibles en la fecha de estreno dos motores de gasolina de cuatro cilindros de la serie M 282 con 1,33 litros de cilindrada y 100 kW/120 kW de potencia. Entre sus innovaciones se cuentan la desconexión selectiva de cilindros (en combinación con el cambio 7G-DCT), la forma triangular de la culata y el filtro de partículas diésel.

En la fecha de su presentación, el nuevo Clase B se equipa exclusivamente con cambios de doble embrague. Una novedad es el cambio 8G-DCT de ocho marchas, utilizado en combinación con el motor diésel de mayor cilindrada. Más adelante se introducirán otros motores, así como modelos con tracción integral 4MATIC. El equipamiento de serie incluye un depósito de combustible de 43 litros; como opción se ofrece un depósito de capacidad ampliada a 51 litros.

En la fecha de lanzamiento de el nuevo Clase B estarán disponibles las cinco versiones siguientes:

  • B 180 (100 kW/136 CV, 200 Nm) con cambio de doble embrague
  • 7G-DCT (consumo de combustible en el ciclo mixto 5,6‑5,4 l/100 km, emisiones de CO2 en el ciclo mixto 128-124 g/km)[1]
  • B 200 (120 kW/163 CV, 250 Nm) con cambio de doble embrague
  • 7G-DCT (consumo de combustible en el ciclo mixto 5,6‑5,4 l/100 km, emisiones de CO2 en el ciclo mixto 129-124 g/km)1
  •  B 180 d (85 kW/116 CV, 260 Nm) con cambio de doble embrague
  • 7G-DCT; consumo de combustible en el ciclo mixto 4,4-4,1 l/100 km, emisiones de CO2 en el ciclo mixto 115-109 g/km)1
  •  B 200 d (110 kW/150 CV, 320 Nm) con cambio de doble embrague
  • 8G-DCT; consumo de combustible en el ciclo mixto 4,5-4,2 l/100 km, emisiones de CO2 en el ciclo mixto 119-112 g/km)[2]
  •  B 220 d (140 kW/190 CV, 400 Nm) con cambio de doble embrague
  • 8G-DCT; consumo de combustible en el ciclo mixto 4,5-4,4 l/100 km, emisiones de CO2 en el ciclo mixto 119-116 g/km)2.

Nuevo motor diésel OM 654q: más ligero, más potente, más limpio

En el nuevo Clase B celebra su debut una nueva versión de la actual familia de motores diésel de gama alta, adaptada para el montaje en posición transversal. Pese a su menor cilindrada —algo menos de dos litros— y un peso aproximadamente un 16% inferior, el nuevo motor de autoignición desarrolla 140 kW (190 CV), esto es, 10 kW más que su antecesor. El motor OM 654q encierra en su interior algunas medidas tecnológicas que incrementan la eficiencia, como los pistones de acero con cavidad escalonada en un bloque de aluminio. La superficie de deslizamiento de los cilindros se reviste utilizando una versión evolucionada del procedimiento NANOSLIDE®.

El nuevo motor tiene dimensiones más compactas que su antecesor —fruto, entre otros, de una separación entre cilindros de sólo 90 en vez de 94 mm—, lo que permite el montaje de los componentes del postratamiento de gases de escape directamente junto al motor. En esta ubicación, la temperatura de los gases de escape es más alta, lo que aumenta la efectividad del postratamiento. Gracias a un postratamiento ampliado de los gases de escape, este potente propulsor de 4 cilindros en línea de la moderna familia de motores OM 654 satisface ya hoy la normativa RDE (Real Driving Emissions) del nivel 2, obligatoria a partir de 2020, y cuenta con certificación Euro 6d. El Clase B satisface con solvencia todos los límites establecidos en materia de emisiones, incluso en situaciones de conducción y condiciones ambientales difíciles.

Para conseguir esta meta se ha incorporado en el sistema de escape del Clase B un catalizador adicional SCR (reducción catalítica selectiva) con catalizador de bloqueo de amoniaco (ASC). Esta configuración permite dosificar el agente reductor AdBlue® de forma más generosa, ya que los posibles excedentes de amoniaco se eliminan y se transforman en el segundo catalizador SCR. Estos excedentes (el llamado exceso de amoniaco) se producen sobre todo a causa de variaciones rápidas de la temperatura en el sistema de escape, como sucede, por ejemplo, al cambiar del tráfico urbano a la conducción por autopista.

El tren de rodaje: Ágil y confortable

Una de las metas de desarrollo de los especialistas en el tren de rodaje del nuevo Clase B era conservar la agilidad del modelo predecesor, aumentando al mismo tiempo el nivel de confort. En función del modelo y de la configuración básica es posible elegir entre varias opciones, entre ellas un tren de rodaje de confort de altura rebajada y un tren de rodaje con amortiguación adaptativa regulable activa. El conductor puede utilizar DYNAMIC SELECT para influir personalmente en el reglaje de los amortiguadores durante la marcha. Para ello se utiliza una válvula con control electrónico. La regulación de esta válvula analiza además la situación de conducción y optimiza individualmente el coeficiente elástico del amortiguador de cada rueda.

Para guiar las ruedas delanteras en todas las versiones del nuevo Clase B se utilizan montantes telescópicos McPherson y un brazo transversal de aluminio forjado, al que se sujetan manguetas de fundición de aluminio. De ese modo disminuyen las masas no suspendidas, en beneficio de una mayor estabilidad y más confort.

En la parte trasera, los modelos con el motor básico incorporan de serie un eje de brazos combinados. En las versiones de mayor potencia, o si se elige una de las ejecuciones opcionales del tren de rodaje, se equipa un sofisticado eje trasero de cuatro brazos, fabricado en gran parte en aluminio, que contribuye a reducir las masas no suspendidas. Los tres brazos transversales y el brazo longitudinal que guían cada rueda se sujetan a un portaeje desacoplado de la carrocería por medio de apoyos de goma. De este modo se transmiten menos vibraciones y ruidos del tren de rodaje a la carrocería. Tanto en el eje trasero de cuatro brazos como en el eje de brazos combinados se emplean amortiguadores monotubo y muelles helicoidales dispuestos por separado.

Lexus Asturias
Lexus Asturias
Lexus Asturias
Lexus Asturias